Memoria visual de Buenos Aires

Memoria visual de Buenos Aires es un proyecto de investigación llevado a cabo en conjunto por el Instituto de Arte Americano (IAA) y el Centro Audiovisual (CEAUVI) de la Facultad de Arquitectura Diseño y Urbanismo (FADU) de la Universidad de Buenos Aires (UBA). El propósito del proyecto es reconstruir mediante fotografías, mapas, grabaciones fílmicas y digitales, documentos de texto, el devenir de una ciudad que, casi como toda ciudad, cambia sistemáticamente.



La Casona de Rosas como se vería en el actual parque 3 de febrero si no
hubiera sido demolida en 1899.



En el sitio web, Memoria visual de Buenos Aires, los directores del proyecto de investigación, los arquitectos Graciela Raponi y Alberto Boselli, relatan la manera en que el proyecto fue concebido, en 1986, cuando los medios y recursos eran más que escasos, y los propósitos que tienen para el futuro, con la tecnología digital puesta al servicio de la reconstrucción histórica.


Vista desde el Alas, fotografía actual ala norte Casa de Gobierno.
Entorno (dibujo de Alberto Boselli).



Una de las tareas que llevó a cabo el proyecto de investigación, fue la reconstrucción, mediante dibujos a mano primero y luego retoques digitales, de aquellos sitios de la ciudad que fueron cambiando con el tiempo. Las fotografías que aquí presentamos son parte de ese interesante trabajo que realiza el equipo. Otro de los recursos interesantes que presentan en el sito web, son los videos, que pueden ser vistos en la página, que van narrando los cambios que ha sufrido la ciudad a través del tiempo.



Vista desde el Alas, fotografía actual ala norte Casa de Gobierno. Entorno (dibujo de Alberto Boselli).


Como siempre digo, Buenos Aires no es una ciudad que se caracteriza por proteger su historia, en particular los pocos edificios que sobreviven. De hecho, la tarea de conservación es más que pobre. Estos estudios, realizados con grandes sacrificios por parte de los que lo llevan a cabo, pueden recuperar de alguna manera lo que lamentablemente se ha perdido. Absolutamente recomendada la visita, para aprender y sorprenderse.