Cincuenta cosas

Hace un tiempo descubrí en algunos blogs una consigna interesante: escribir cincuenta cosas sobre uno mismo. Parecerá raro, pero me pareció una tarea casi imposible de llevar adelante (sí, aún para una escritora), pero bueno, hice el intento y aquí les dejo estas cincuenta cosas sobre Gabriela Margall:

  1. Mi segundo nombre empieza con V.
  2. No me gusta mi segundo nombre.
  3. Aunque parezca mentira, prefiero a Wentworth sobre Darcy.
  4. Nunca vi la película Camila.
  5. Me niego terminantemente a ver la película Camila.
  6. Creo que el cine nacional tiene una deuda enorme con la historia argentina.
  7. Soy terriblemente tímida.
  8. Le tengo miedo a los sapos.
  9. Me gustan los gatos.
  10. No me gustan las películas violentas.
  11. Por el punto anterior, no he visto películas de Tarantino, de Palma o Scorsese.
  12. La única película que vi de Scorcese es La edad de la inocencia, lo que me lleva a...
  13. Me gustan las películas que son sutilmente violentas, como La edad de la inocencia o Lo que queda del día.
  14. Adoro las miniseries de la BBC.
  15. Creo que los mejores actores son los ingleses.
  16. Me gusta mucho el teatro.
  17. Y me gusta más leer teatro.
  18. Durante mucho tiempo no pude terminar lo que empezaba a escribir.
  19. A los 16 años pude escribir un texto completo.
  20. Mi primer escrito fue una obra de teatro que aún conservo.
  21. Nunca tiro nada de lo que escribo aunque me parezca malo, lo considero el trabajo necesario para escribir algo que llegue a satisfacerme.
  22. Soy una obsesiva de las biromes, tengo por los menos unas ocho distintas en uso.
  23. Subrayo los libros siempre con lápiz.
  24. Antes leía libros sin subrayarlos, pero desde mis años en la facultad, no puedo dejar de subrayar.
  25. No puedo creer que haya llegado a la mitad de la consigna.
  26. A los quince años leí a Franz Kafka y a Roberto Arlt y fue uno de los momentos más importantes en mi vida como lectora.
  27. Hay otros dos momentos importantes en mi vida como lectora: leer Mujercitas de  Louisa M. Alcott y leer Ficciones de Jorge Luis Borges.
  28. Creo que estoy transitando uno de esos momentos importantes al haber descubierto a Manuel Puig.
  29. Me obsesionan los diálogos en mis libros.
  30. Por esa obsesión empecé a estudiar dramaturgia.
  31. Sé cocinar muy bien.
  32. Y también se coser y pintar.
  33. Poca gente me llama "Gaby".
  34. Adoro las librerías de saldos.
  35. Y detesto las de usados.
  36. No puedo ni escribir ni leer si hay alguien a mi alrededor.
  37. Prefiero la tarde para escribir.
  38. Si interrumpo una novela y dejo unos meses sin escribir, es probable que cuando la retome cambie la trama y hasta los protagonistas.
  39. Necesito mucha concentración y tranquilidad para escribir.
  40. En las épocas en las que escribo una novela, a veces hablo como si fuese parte de la historia (lo cual es un poco avergonzante, debo reconocerlo).
  41. Es imposible mirar conmigo un programa sobre historia en la televisión. Puedo ponerme muy molesta al ver los errores.
  42. Lo mismo ocurre si veo una película de época con errores históricos. No es una experiencia agradable.
  43. No puedo escribir novela empezando por el capítulo uno y terminando por el punto final.
  44. Cuando empiezo una novela, siempre empiezo escribiendo diálogos que ni siquiera son parte del principio.
  45. Ay, me parece que no llego a cincuenta.
  46. Viajo mucho en colectivos.
  47. Me gustaría escribir alguna vez una historia con una protagonista que viajara mucho en colectivos.
  48. En los colectivos siempre voy pensando nuevas historias para escribir.
  49. No puedo creer que llegara al final.
  50. ¡Gracias por leer!