Rosas

Ya falta muy, muy, muy poquito para la presentación en la Feria del Libro y apenas puedo contener la ansiedad. La princesa de las pampas ha sido varias veces mencionada en los medios de comunicación (pueden ver por ejemplo notas en La Nación y en Télam). Sumadas estas menciones a los hermosos comentarios que me están enviando sobre lo mucho que les está gustando la novela, no puedo estar más feliz. 

Ayer le saqué una foto a un pimpollo de rosa que floreció en estos días. El otoño sigue bastante suave después de la terrible tormenta de hace unas semanas (acá en el oeste del gran Buenos Aires fue desastrosa) pero las rosas siguen floreciendo y hasta una arañita se hizo lugar para aparecer en la foto :).


En casi todos los comentarios que me están llegando sobre la novela, un rasgo aparece con frecuencia: me comentan lo mucho que les gusta la época de Rosas. Y a mí me sorprende mucho porque, por razones que comentaré en la presentación en la Feria, me costó mucho escribir sobre el período rosista. Así, tenía ganas de que me contaran: ¿qué es eso que les atrae tanto de la época de Rosas? ¡Espero sus respuestas :)!