Noche de gala

Ya pasó esa noche en la que se produce la máxima concentración de glamour en el mundo. Como los flashes de las cámaras, dura poco y si no me apuro con este post ya casi todo va a ser noticia muy vieja.

Me encantan los Oscars, realmente, me encantan. Me gusta ver cómo las actrices se arreglan con todo lo que tienen a manoy cómo los actores lucen elegantes en sus trajes. Me encanta ver el momento de los premios, aunque no tanto los agradecimientos :). Me encanta ver quién fue el "que se fue con las manos vacías", "el que dio la sorpresa", "el que era obvio". 

Pero lo que más me encanta es la alfombra roja. Ver los vestidos tan hermosos, los peinados, el maquillaje y claro, ver cuando todo falla y uno se pregunta ¿tiene tanto a disposición y se viste ASÍ?

Así que les dejo alguno de mis favoritos y una sola decepción.

Charlize Theron en Dior Couture
Las mujeres en el mundo se dividen en dos grupos: las que son Charlize Theron y las que no. Me encanta todo, todo está tan simple, tan pulcro y tan espectacular que casi resulta imposible de entender. Pero se entiende cuando uno ve que es Charlize y cuando una es Charlize, como que todo resulta espectacular. 

Jessica Chastain en Armani Privé
Es mi segunda favorita de la noche y el estilo es casi monocromático (piel, cabello, joyas y vestido casi en el mismo tono). El cabello es envidable, ya quisiera yo poder teñírmelo en ese tono. Y los labios rojos son un acierto porque llevan la atención al rostro. Muy hermosa. (Para ver un ejemplo donde lo monocromático no funciona del todo aquí tienen a Amy Adams, también en los Oscars).

Tim Burton y Helena Bonham-Carter
No sé cuán familiarizados estarán con la filmografía de Tim Burton. Para mi, es una de las voces más originales que tiene el cine en estos momentos. Adoro las películas de Tim Burton y más aún, adoro el libro de poemas que escribió e ilustró (¿no lo conocen? Se llama La melancólica muerte del Chico Ostra y está editado -y siempre agotado- por Anagrama). No creo que sean los mejor vestidos, no. Ni me gusta lo que lleva Helena Bonham-Carter (aunque está mucho mejor vestida que en otras ocasiones). Pero creo que no hay una pareja más perfecta que ellos dos. Y las estrellitas en el pelo de Helena son divinas. ¿Quién otra sino la mujer de Tim Burton puede usar estrellitas en el pelo?

La decepción:
Anne Hathaway en Prada
No es que me parezca que está mal vestida (de frente, de espalda el vestido parece un delantal de tella brillante). Es que es demasiado simple para los Oscars. La noche de los Oscars (la noche en la que todo el mundo sabía que iba a ganar) es a puro glamour. Lo que en cualquier otro lugar resultaría excesivo, decadente, fastuoso, en los Oscars es lo esperable. Y ella no teme tomar algunos riesgos en la alfombra roja. Y sí, Charlize usó el mismo estilo pulcro y sencillo, pero ya saben, ella no es Charlize Theron. Lo que sí me encantó fue el labial rosado que usó. Suele usar un tono rosa frambuesa que le queda muy bien. De hecho, me gusta tanto que investigué y averigüé que es el labial de Chanel Seduisante Rouge Allure. Lo quiero :).

Otros dos favoritos: el peinado exquisito de Reese Witherspoon en contraste con el vestido azul y el vestido metálico de Naomi Watts.

Reese Witherspoon en Louis Vuitton

Naomi Watts en Armani Privé
¿Caballeros? ¿Ningún caballero? Había pocos caballeros de mi preferencia y por alguna razón ni Hugh Jackman ni George Clooney (suspiros) estaban excepcionalmente elegantes (mucha barba en estos Oscars,¿no? Ben Affleck, George Clooney, Hugh Jackman, Bradley Cooper, Paul Rudd, no me disgusta en particular, solo que a no a todos les queda bien, a veces puede dar un aspecto desprolijo que no coordina con mi idea de el glamour masculino para los Oscars). 

Solo uno llamó mi atención. Uno bien afeitadito y tan pálido como Nicole Kidman, el ganador del Oscar al Mejor Actor (y consagrándose como uno de los mejores y más sólidos actores de su generación) Daniel Day Lewis en un traje azul y negro que le quedaba pintado.

Daniel Day Lewis en Domenico Vacca
¿Pero es que a este señor no le pasan los años? ¡Está encantador! 

Y bueno, ya está, como los flashes de las fotografías, se terminaron los Oscars.