II Festival de Novela Romántica: Córdoba

Este fin de semana pasado se realizó la segunda edición del Festival de Novela Romántica, esta vez en la ciudad de Córdoba (pueden recordar el de Buenos Aires por acá).

No es la primera vez en el año que estoy en Córdoba. A principios de año, en marzo, mi amiga Marisa se casó con su Rolo y yo estuve ahí para maquillarla, hacerle de damita y desearle mucha felicidad. Tanto en esa oportunidad como en este fin de semana no pude ver mucho de Córdoba y la verdad lo lamento mucho porque es una ciudad en la que se me van los ojos hacia todo lo histórico. 

Una sola excepción hubo y fue que Marisa y Rolo me llevaron para un almuerzo en Alta Gracia. Quedé enamorada de la ciudad y las fotos apenas hablan de lo bella que es. Espero volver pronto.


El Festival de Novela Romántica empezó para mí el sábado 31 con la charla: "Equilibrio entre ficción y realidad histórica. El peso de la ficción". 


Compartí la mesa con Mariana Guarinoni (quien conducía la charla y con quien compartí gran parte del viaje y quedamos tan contentas que queremos más), Adriana Hartwig, Susana Biset, Estela Escudero y Claudia Barzana. Hablamos de los distintos procesos de investigación, del interés de los lectores de novela romántica por la historia y de las razones por las que escribimos en ese género. Fue una charla muy interesante.

Esa noche del sábado tenía una cita especial: iba a conocer a Cristina Bajo en cena compartida con Gloria Casañas, Estela Escudero, Susana Biset, Fernanda Pérez, Andrea Vázquez, María José Zaldívar, Susana Crespo y las alumnas del taller literario de Cristina. 


Es imposible entender la novela romántica histórica sin Cristina Bajo y su Como vivido cien veces y los libros que continuaron (y el que continuará el año que viene) la saga de los Osorio. 


Estar cerca de Cristina es hacer silencio de inmediato y comprender lo mucho que le falta a una en este camino de la escritura. Es una gran matriarca, una contadora de historias de familias y aparecidos. Ella misma es todas sus novelas y sus personajes.


El domingo 1 de noviembre fue mi día más movido. Primero, tenía una charla en el Auditorio con Andrea Vázquez de El Pantano de Fiona


Andrea y yo hemos traspasado la relación entre una escritora y una lectora y nos hemos vuelto amigas. La charla fue preciosa, ella eligió conducir las preguntas a través de mis novelas y sus protagonistas y charlamos mucho sobre ellas. 


 
El momento más hermoso, sin embargo, fue al principio, cuando se proyectó el video que ella había preparado con otras amigas (todo en secreto, las malditas :D). Pueden ver el video por acá.


Después de la charla tuve un rato para firmar ejemplares y para ver un ratito de la presentación de La Adelantada de los Mares del Sur de Mariana Guarinoni. Quedé muy intrigada con la novela y ya está en la mesa de luz para ser leída.


El Festival se cerró con una mesa que me interesaba mucho: "El futuro del género". La mesa fue conducida por Alejandra Bellini y participamos Gloria Casañas, Viviana Rivero, Claudia Barzana, Fernanda Pérez y esta que suscribe. 


La novela romántica en Argentina tiene un lugar especial que se construye desde hace veinte años y era tiempo de hablar sobre ello para pensar el futuro. Fue una hermosa charla para el cierre del Festival.

Y así terminó el Festival y la visita a Córdoba. Caras conocidas y caras nuevas, algunos regalitos (que ya mostraré), muchas charlas y fotos y un buen clima en general (a pesar de la lluvia). Muchas gracias a Marisa y Rolo que me hicieron de apoyo logístico local. Un agradecimiento especial a María Estomba de Ediciones B Argentina que estuvo con Mariana Guarinoni y conmigo todo el tiempo cuidando que todo estuviera bien. Otro beso especial a Susana Crespo y Andrea Vázquez que me cuidaron en el viaje, haciendo apoyo logístico dentro del Festival cuando era necesario (cosas de la fama, alguien tiene que tenerte la campera :D). Un abrazo a todas las escritoras, había más de treinta, siempre es lindo encontrarse. Y un beso para las lectoras que siempre están ahí, haciendo crecer el género, en especial a María José Zaldívar y a Lily Marynberg pero en ellas reúno a todas las lectoras, sin ustedes no sería lo mismo. 

Será hasta el próximo festival :).


Nota: Las fotos fueron super robadas de Facebook a: Marcela Chamale, Claudia Núñez, Andrea Vázquez, Mariana Guarinoni y más gente. Las que tienen un bordecito violeta son mías, sacadas con el celular y su funda protectora ;).